Thursday, October 30, 2008

Comencemos Con La Alianza de Nuestras Civilizaciones

Gente de origen Vasco

Imágenes puestas junstas por el usuario de "wikimedia commons" Muturzikin y publicada por él en el dominio público.

Para mi toda labor que busca, como debe de ser así por cierto, la paz y el entendimiento entre diferentes pueblos, culturas, y entre las civilizaciones de occidente como las del oriente, es sumamente encomiable, entonces la propuesta de la “Alianza de Civilizaciones” [AdC] es importante y parece ser que imprescindible para nuestra sociedad global.

En un gesto retroactivo, repúblico aquí un artículo que fue publicado primeramente en el periódico semanal nuevayorkino “El Arado” y después el año pasado, en otra bitácora que yo escribo en el sitio denominado “blogger" .

Hay una dinámica excepcional al respecto a los tratados de unir las naciones de alguna manera o forma, sobretodo en este año se han llevado a cabo diversas convenciones que han contado con la participación de los mandatarios de los países americanos y por su puesto de España. Así el gestor principal de la propuesta de la AdC o sea José Luis Rodríguez Zapatero, también se muestra interesado y acude participando activamente dentro de las mismas, es loable. Él lo hace porque está interesado en la integración y sabe lo importante que es ésta para el desarrollo de las naciones y de España; es como lo debe de estar también pensando toda persona que hable castellano y que tenga un poco de sentido común.

La reafirmación de todos nosotros en una civilización cuyo cordón umbilical es justamente el idioma Castellano es no sólo posible se tiene que hacer. Aunque no podemos decir exactamente que sea una civilización, pues está compuesta por varias civilizaciones, por ejemplo la Quechua y la Aymará [también: Aimara, aimará, o aymara], y dentro de la misma España, se extienden muchas naciones, o más bien países, con lenguajes propios, como es el caso del Catalán, el Gallego y el Éusquera o Éuskera, por ejemplo. Sin embargo, el castellano se quedó para siempre en nuestras casas, y en casi todas aquellas a las que de algún u otro modo “visitó” entró y de ahí no salió jamás.

Que tuvieron que emigrar las masas de gentes a los países anglófonos, pues venga, lo hicieron, empero no dejaron su manera de ser ni tampoco a 'su' castellano y más bien preservaron al idioma, y éste se almodó y se modificó sí, pero también modificando todo a su encuentro.

El idioma castellano es tan maravilloso que, en cierto modo, ha propiciado la producción de muchos ritmos genuinos y tan mezclados como la salsa. Este idioma se ha "comido" a muchos otros estilos musicales justamente para expectorarlos sólo en castellano, como es el caso del rock . Nuestras culturas son extremadamente diversas, se habla de las mismas cosas pero usando diferentes palabras y con diferentes modos o tonos. Una palabra puede significar mil cosas, pero de alguna manera nos entendemos rápidamente sin importar de dónde vengamos.

El idioma sigue evolucionando, pero la primigenia idea de Bolívar todavía no se cuece aún en la sartén política internacional, pueda ser que nos les convenga a otras países, pero sí le conviene a España. Solamente Inglaterra ostenta, hoy por hoy, la generación de un Estados Unidos en américa anglófono y culturalmente de "Corte Inglés", superpotente y "enViagrado" de poder todo él. Pero españa, tiene aún un desafio más grande, pues tiene que recapacitar, muy de cerca, en que hubieron al menos dos civilizaciones muy auténticas y avanzadas en América antes que el idioma español se impusiera como idioma en esas tierras. La Azteca y la Inca, sin mencionar a los caribeños [Hatuel], taínos [Anacaona] y muchos otros importantes pueblos originales.

Eso de querer al español con todo apego no pasa con todos lo pueblos del orbe. Exactamente no es el caso de los filipinos, que no sólo traicionaron y cortaron a Magallanes en mil pedazos, sino que no quieren hablar español para nada, por lo general parecería que ellos tienen un odio y un resentimiento muy especial por este idioma y la cultura española. Me consta, muchos filipinos que yo he conocido personalmente me han confesado [en inglés] que no saben ni les interesa hablar castellano y que prefieren mil veces hablar su lengua oficial, o sea la lengua de sus "liberadores" americanos, el inglés y su idioma natal el tagalo o filipino. Habría que preguntarle a Julio Iglesias al respecto en todo caso.

Entonces. no es sólo la tarea de aceptar una fementida independencia de España y la consiguiente división territorial que fue ocasionada más que nada por los intereses de otros imperios que querían justamente lo que España ya había albergado en América. La tarea ahora es, como hacer para remendar y zurcir las fronteras en una sola región. Cabría añadir, como todo zapatero sabe remendar suelas comencemos a caminar por esos caminos más bien que por otros, digo yo que sí podemos. Ya verán que con otra potencia mundial en America a España por antonomasia, como pasa con Inglaterra, se le pueden facilitar mucho las cosas y de muchas formas.

Pero seguimos divididos, cortaditos como apetitosos pastelistos de a dólar el mogollón. Una vez más a ver si me entendéis en paz, yo pienso que la mejor suerte se dará si España es capaz de reconocer la necesidad y el derecho que tienen históricamente estos países de integrarse, soberanamente, en una comunidad como la común Europea o quién sabe mejor que ésta todavía.

Aquí, no hay que darle más vueltas a la manivela, pues está todo bien claro, que hay muchos intereses para impedir que los países caribeños-andino-americanos se aúnen democráticamente, pero todos esos intereses no tienen nada que ver con, ni son, ni pueden ser los de España, salvo que sean aquellos de los enemigos infiltrados y eternos que España siempre ha tenido en Europa y también en América o aquellos políticos ciegos y eunucos que no pueden ni ver ni.... [pues para qué lo escribo si usted ya lo sabe].

Empero, no creo que España tenga que precisamente jugar un papel protagónico o monárquico en el desarrollo de esa dinámica política pero tampoco su papel sería completamente marginal, tiene que intervenir pero buscando comprender mejor el interés particular de todos los países, porque es que tampoco puede hacerlo de otro modo. Por un lado España pertenece de lleno a la Comunidad Común Europea, por otra, y aunque Rodríguez Zapatero ha hecho muchos cambios importantísimos y acertados para apartarse de la doctrina Bush, no lo puede hacer del todo y así con muchas cosas pertenecientes a ésta, como no poder apartar del todo a España, por razones también geopolíticas como complicadas, de la OTAN y otras muchas americanadas imperialistas más, que tanto daño le han hecho al propio pueblo norteamericano y como a muchos otros en el mundo [tal vez sin esa intención].

Lo que puede hacer España es ayudar a limar asperezas y trabajar activa y diplomáticamente para ayudar a juntar los mercados de los países centro y sur americanos dentro de un mercado común bajo una administración mancomunada. Le toca a España, entre muchas otras cosas más, tomar la labor histórica, pero no como la de una madre, o como la de una abuela o una tutora líder, pero sí trabajar en el rol de ser una nación facilitadora y responsable, prodigando la experiencia que tiene en esta clase de tratados internacionales. Una nación consejera que asesora, entiende y apoya el desarrollo de las actividades, por la inevitabilidad histórica y lógica misma que tiene la integración hegemónica política, económica y social de esa región. La integración no sólo es dable es una necesidad.

Tienen que olvidarse que fueron algún día un imperio porque simplemente ya no lo son, ni tampoco tal vez podrán serlo de nuevo, no creo que vean los españoles, y quizá me equivoque, la ganancia o la ventaja de llegar a serlo de nuevo, pues ustedes saben que al último, no les fue nada bien como un imperio. Y, creo que lo habéis comprendido ya muy bien. Porque también os habéis enterado por vuestras guerras y vuestras “guernicas” de dolor y la injusticia, porque después de todo y aunque sabéis que habéis tenido muchos bribones, sois por lo general un pueblo dedicado a la justicia y a la paz y le teméis a Dios.

Gracias a Dios, entonces, que todavía tenéis a un Zapatero como el "Gran Jefe" de vuestro país, y no a un rey-dios necio o a un Aznar climático y climatérico, para que así reciba a bien el mandato general y voluntad de vuestros pueblos, que sois muchos y de muchas clases de pensamientos. Eh? para que queréis más, ¿Es qué no os sobra o basta con lo que tenéis? Es que hombre con esas tradiciones, en la alegria de vuestra música como en esas tunas, con ese salero y con la cultura familiar, tan cimentada como vuestros buenos vinos de La Rioja, yo me animaría a decir, más bien a exclamar: ¡Sólo hay una, que viva España olé! y es cierto.

De algún modo vuestra gente tan diversa y disímil entre sí, en culturas, creencias, razas e idiomas, se ha “fundido” en una nación única bajo el uso oficial de la lengua cervantina, la del Castellano. ¡Dejad! Y, ayudad España a que se unan aquellas naciones que ayudastéis, tal vez sin quererlo plenamente, a fecundar, esos pueblos que germinaron en América pero que nunca fueron ni serán tuyos.

¡No jodáis! Y, mirad bien como ni te han “invitao” a sentarte en la mesa de los que más “nos comen”, esos caníbales financieros de la G20. Imagínate si con España, ahora hacen esto, que habrán hecho, y harán con países como los de nosotros. A Brasil lo invitaron, sí pero eso fue para dividir al semi-hemisferio en una tajadita un poco más aperitiva y crocante todavía.

En fin España, como nación, tiene un rol importante que cumplir en la integración de nuestras civilizaciones, pero más importante para sus intereses e inversiones, tanto económicas, como sociales, culturales e históricas, es que se dedique, así como lo ha venido últimamente haciendo, pero tal vez con una visión menos imperialista o maternal que digamos, en la irrefrenable y lógica integración de los pueblos de América, cuyo común denominador es su idioma oficial: El castellano.

Yo creo que por "ahí", España va ha tener el gran éxito que le corresponde como una nación portadora de una lengua mayormente aceptada por los que la hablan y la entienden. Es por "allí" mismo que nadie tampoco podrá ni querrá quitarle jamás a España su contribución, única, o su Quijote, ni mucho menos su merecido puesto especialísimo que ostenta entre las culturas originales que ha ofrecido y oferta nuestra civilización occidental.

Pues acá está tal y como lo escribí hace algún tiempo ya, re-propongo este artículo. ¡Que viva España! Pero que viva más cerca de nuestra civilizaciones, mucho más cerca todavía, óigame Usted Bloglector. ◙JMK◙

Reecontrando Lo Acontecido - The Rediscovery of America – On the Conquistadors - One of the Many Roots of the 21st Century Immigration Problems



Simón Bolívar Explicaba: "No somos indios ni europeos, sino una especie media entre los legítimos propietarios del país y los usurpadores españoles: en suma, [somos] nosotros americanos por nacimiento y nuestros derechos los de Europa, tenemos que disputar éstos a los del país y [tenemos] que mantenernos en él contra la invasión de los invasores".

Tal vez sea fuerte el término pero él lo utilizó y está bien documentado. Por otra parte "los conquistadores" aunque aceptado no es exacto con lo que realmente pasó y tampoco es justo denominarlo de esa manera. Tarde o temprano, se develará y se encontrará adjetivos más apropiados tanto para describir lo sucedido como a quienes los llevaron a cabo. Hay que recordar que hubo muchos españoles que se opusieron contra la corona y protestaron por la justicia social que se merecían los habitantes andinos.

En todo caso y desde cualquier punto de vista viene a ser, o dar a lo mismo, los españoles de ahora nada tienen que ver con el pasado ni con los actos de algunos de aquellos que nunca representarón en ese pasado a la verdadera cultura española, que ahora se ha multiplicado, desde varios crisoles regionales, para dar así mismo los bellos y especiales efectos que ofrece el fenómeno social de la transculturación que hoy se ve reflejado en los países de habla castellana. Pero lo que paso con las culturas pre-hispánicas no se puede, ni se debería de tratar de, ocultar o tergiversar con eufemismos, como se lo ha venido haciendo en los anales históricos. Don Pedro Cieza de León lo narra en sus Crónicas del Perú y lo mismo lo hicieron muchos más, tal como lo hizo, en sus cartas al rey, Fray Bartolomé de las Casas, que el rey de España mismo supo leer con respeto y así él mismo propiciaría cambios significantes, pero por muchas razones no suficientes, en pos de la justicia social para los americanos pre-hispánicos.

De nuevo, negar lo que pasó en América sería, y es, un grave error, equivaldría a negar la existencia del dominio Árabe en lo que sería luego España, o peor aún, tratar de ocultar la magna gesta del Cid campeador en la creación de España como una nación independiente que ahora adorna al mundo con su cultura excepcional y única, cuyo atributo máximo pudiera bien ser "El castellano", es talvez éste un atrevimiento el mío, pero entiendo, en todo caso, que Cervantes me sabría dispensar.

El español o castellano es un idioma con el cual se sabe, como con ningún otro, expresar la diferencia entre el ser y el estar, por ejemplo, los anglo-parlantes no lo pueden hacer como los que se comunican usándolo: Tratemos de traducir la oración, "ella está enferma" (she is sick) ahora hagámoslo con otra variación "Ella es enferma"; la semántica, de esta última oración, es de sentido existencial y por ello no está describiendo un estado transitorio, su sentido es ontológico, pertenece a lo eterno, y está entonces significando la quinta esencia de su sujeto: Ella es enferma, porque nació enferma y siempre será enferma, por decirlo así de una persona que nació con una enfermedad congénita. Ahora, volviendo al idioma inglés, para decir esto hay que crearlo dentro de un contexto o dentro de una oración más compleja y construida por muchas más palabras para sólo indicar lo mismo. Pues: "She is Sick" por gracia o carencia del verbo "To Be", en cualquiera de sus formas y tiempos, significa Ser o Estar.

"To Be or not To Be" también podría traducirse como, "Estar o no Estar", para mí esa no es la pregunta, es la respuesta a nuestra crisis social actual a nivel iberoamericano y no sé si acá haría recapacitar al lector de alguna forma, pero la evidencia y estudios al respecto es irrefutable, parece que el Castellano es la lengua que a pesar de las vicisitudes, de los tiempos, ha sabido adaptarse formando culturas tan diversas como las europeas pero con la remarcable diferencia que estriba de que en todas ellas se habla español.

Por ejemploe en Nueva York, ciudad a la que José Martí apodaría como las "entrañas de la bestia (y no dudo en apoyarle pues he vivido largos años en las mismísimas vísceras de esa bestia, y he visto y experimentado de mis propias venas la succión de mi ser) los puertorriqueños nacidos por tres o igualmente cuatro generaciones allá, nunca se cansan de entonar todos los años, en su desfile, demostrando una alegría inmensa (dentro de la cual tengo que confesar yo mismo algunas veces me he imbuido dentro de ellas) cantando en un buen castellano: "♪ Que Bonita bandera, que bonita bandera, la bandera Puertorriqueña ♪" a todo lo largo de las calles de la quinta Avenida, es decir en el esófago de la reblandecida bestia, léame Usted querido lector. Es decir dentro del marco de una presión constante y sutil, de parte de la cultura ango-americana para lograr una aculturación de la gente de la Isla; pero creo que no lo han logrado a su modo. Más bien se podría decir que los puertorriqueños han sabido cocinar con su propia sazón a las entrañas de la bestia Martiana y para todo han usado el español como medio o aceite para la cocción.


Se dice que en los Estados Unidos del Norte, no se hablará inglés en unos cuantos años, entonces se hablaría en unas cuantas décadas más bien una suerte de "Spanglish". Parecería que la bestia está siendo entonces devorada, figurativamente, desde su propio aparato digestivo.

Ahora mismo el senado norteamericano no sabe que hacer con los 12 millones de inmigrantes ilegales que contiene las intoxicadas entrañas de su país, para ser que sufren de hemorroides. Yo creo que son muchos más los inmigrantes indocumentados y la mayoría de éstos son de habla castellana, tal vez no la mejor representación proveniente de estos países, pero por ahí escucho muchos "parangaricutirimincuaros" bien hablados y con mucho apego a su religión católica, que dicho sea de paso se ha convertido en una iglesia defensora en esto momentos en los que ya no los quieren mucho en el país estadounidense.

Quizás sea el motivo por la cual está, la iglesia católica, siendo muy atacada con las publicaciones que los medios de prensa realiza con frequencia, sin precedentes por el número de escándalos de depredación sexual. A veces recuerdo a Fray Bartolomé cuando veo algunos frailes dar de comer a los mexicanos desprovistos en las parroquias de ese pobre e injusto Harlem hispánico, o cuando salen a defenderlos, marchando en protesta o les dan cobijo. Es decir la iglesia Católica está cumpliendo no sólo una labor aceptada, sino casi heroica en esta crisis migratoria americana, es un panorama Foucaultiano más difícil de digerir desde las entrañas de una bestia.

La BBC el 24 Mayo de 2007, se animó a esbozar un poco el panorama reciente y migratorio de España, en el cual describió los cambios aparentes en la realidad española en las últimas tres décadas. Por un lado, nos dice la BBC de Londres, España pasó de una dictadura a una democracia, y por el otro de un estado de suma pobreza a ser una país desarrollado económicamente. Pues bien, Al mirar el 10% o más de inmigrantes que España tiene ahora, procedente mayormente de los países sudamericanos, cabe imaginar, que ha habido estragos "negativísimos" de la colonia tanto en América como ahora en España, sólo que en América, estos estragos, han comenzado con la expropiación y la esclavitud colonial hace ya mucho siglos y en España recién comienzan a aparecer y a crear problemas con esto de la inmigración masiva, [excluyamos a África por ahora si es que se puede].


Mirando bien y reorientando nuestra actitud hacia el pasado histórico podemos encontrar soluciones conjuntas y formar lo que las culturas de otras lenguas siempre temieron: nuestra cohesión a través de nuestra lengua castellana. ¡Sí se Puede! Pongamos la historia en contexto y mirémosla desde el punto más neutral posible, y con fe, incluyendo para esto, la visión de los eruditos que en su mayoría nos indican que tenemos que repasar nuestras lecciones acerca de lo que se dijo y escribió de lo ocurrido, nada allí es pensamiento original, todo esto ha sido medido, estudiado, documentado, dibujado, y por último oleado y sacramentado, debemos de reencontrar lo acontecido. Nos hará más seguros de nuestro futuro se lo aseguro en castellano amigo lector. ◙JMK◙


Plowed Results | Resultados Arados